Svartalf
1

Humanoides delgados, de unos metros de altura, con un peso aproximado de 50 kilogramos, con piel gris y ojos negros grandes y bulbosos. Usan máscaras de carne, que les hacen parecer maniquies.

Los Svartalves parecen pequeños alienígenas grises, aunque las hembras tienen un aspecto más humano, con características atractivas y un largo cabello plateado; usan un disfraz humano de la misma manera que lo hacen los Vampiros de la Corte Roja.

Son artesanos sin par del mundo sobrenatural, que proporcionan armas y armaduras a los dioses nórdicos. Sus artículos de artesanía se venden en una tienda en Noruega. Son muy poderosos y hábiles en el Arte Mágico.

Son muy ermitaños e independientes y no toleran absolutamente ninguna tontería. También pueden ser territoriales, toman su honor muy en serio; se sabe que reaccionan muy mal ante cualquier persona que viole el derecho de los huéspedes. Son luchadores que tienen pocos oponentes.

Svartalves codician la belleza de la manera en que los dragones codician el oro; también aceptan el sexo como pago por favores, o compensación por transgresiones. Las tradiciónes que los rodea es muy extensa y contradictoria, y casi nada se sabe con seguridad acerca de sus motivaciones.

Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License